Como amasar una gran fortuna con la sangre y el sufrimiento de inocentes

Publicado: abril 26, 2013 en Uncategorized

Tras la tragedia ocurrida en Bangadesh, donde el derrumbe de un edificio de nueve plantas ha acabado con la vida de cómo mínimo trescientas cuarenta personas –ya que aun falta por saber el destino de centenares de desaparecidos- y ha causado más de mil doscientos heridos, se pone de manifiesto la poca ética y falta de escrúpulos de las importantes empresas textiles europeas y americanas que no tienen problema en trasladar la confección de sus productos a países pobres, como Bangladesh, donde los salarios y otros costes de producción son mucho más baratos y ventajosos.

El edificio en cuestión se construyó sin apenas cimentación ya que en un principio sólo iba a albergar un centro comercial y un primer piso, pero la irresponsabilidad de un empresario –que como siempre pertenece a las elites económicas y políticas del país- le hizo levantar siete pisos más, añadiéndole un noveno piso en una última reforma. La mala cimentación y el exceso de peso de la edificación finalmente le llevó al colapso estructural y al derrumbe.

Cinco de las nueve plantas del edificio Plaza Rana Savar eran ocupadas por talleres de costura donde se confeccionaba ropa de importantes marcas europeas como Primark, Group PWT, el Corte Inglés, Mango, C&A, Kik, y las americanas Walmart y Loblaw. Marcas que con tal de tener un menor coste de producción deslocalizan sus centros de confección a países más pobres, donde unas casi inexistentes normas de seguridad y una legislación laboral casi nula les permiten obtener un mayor margen en sus beneficios.

Esta tragedia no es la primera, y por desgracia seguro que tampoco será la última, que se produce en Bangladesh, ya que en noviembre del pasado año y en enero del presente año dos incendios costaron la vida respectivamente a 111 y 8 personas en dos talleres de costura que no contaban con las medidas de seguridad contra incendios más elementales. Talleres que confeccionaban ropa para marcas tan conocidas como la alemana C&A, la americana Walmart y la famosa marca española Inditex.

Hechos como estos nos hacen entender claramente como se pueden amasar grandes fortunas.  Lo que está llevando a que un porcentaje de personas que podría oscilar entre el 10 y el 20% tengan en sus manos de un 82 a un 85% de la riqueza mundial y según naciones unidas existe un selecto 2% que podría controlar casi el 50% de la riqueza global.

Y después de tan magna tragedia me gustaría hacer una reflexión ¿se preocuparán estas importantes empresas corresponsables de lo sucedido, por su total despreocupación en saber la forma y condiciones en las que se trabajaba, de ayudar o indemnizar a las pobres familias de los fallecidos?

 MSNoferini

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s